divendres, 26 de juny de 2020

Hijas y botijas.



Éste era un rey
Que tenía tres hijas
Las metió en tres botijas
Y las tapó con pez

Las echó en tres grandes ríos
Cual si fueran tres navíos
Y llegaron a una playa
¡Vaya, vaya, vaya, vaya!

Pasó el príncipe primero;
Guapo, fino y altanero
Y marchó por donde vino,
Altanero, guapo y fino

Llegó el príncipe segundo
Tan cortés y hombre de mundo
Y las desposó a las tres,
¡Fíjate si era cortés!

En la noche de las bodas
Como pasa siempre en todas
A las esposas destoca;
A la fea, a la lela y a la loca

Y los encantos desvela
De la loca, de la fea y de la lela
Y hace lo que más desea
Con la lela, con la loca y con la fea.

Las reintegró a sus botijas
Y le devolvió sus hijas
Al rey que comienza el cuento
Y se quedó tan contento.

Y allí quedan las princesas
En altiva torre presas
Esperando que un portento
Antes de que acabe el cuento
Traiga al príncipe tercero
Orate, espantoso y huero.

Ahora se entiende que el rey
De buena o de mala ley
Dispusiera que sus hijas
Viajaran en tres botijas
Y las tapara con pez
¿Lo he de explicar otra vez?

Cap comentari:

Publica un comentari